30 nov. 2014

Dos Días, Una Noche





























Titulo: Dos Días, Una Noche
Titulo Original: Deux jours, une nuit
País: Belgica
Año: 2014
Genero: Drama
Director: Jean-Pierre Dardenne, Luc Dardenne
Reparto: Marion Cotillard, Fabrizio Rongione


Resumen: Sandra se entera por teléfono que ha perdido su empleo: sus compañeros debían elegir entre recibir una paga extra o que Sandra retorne a su trabajo luego de una enfermedad, y han optado por lo primero. Sandra solo tiene un fin de semana para convencer a sus colegas de renunciar a su paga extra y votar a su favor en una nueva elección. Con la ayuda de su marido recorrerá los hogares de sus compañeros de trabajo para intentar que cambien sus votos.


Opinión: Siguiendo la linea de los dramas sociales, también presente en sus anteriores películas, los hermanos Dardenne nos traen un film aun mejor: "Dos Días, Una Noche". La película nos introduce, con un golpe de realidad directo a la cara, en la difícil situación que atraviesan algunos de los países europeos en sus economías (cierres de fabricas, desempleo, recorte de personal, etc). Pero aunque este es el tema central de fondo omnipresente durante todo el metraje, la cinta, con su temática, cava un poco mas hondo. Nos encontramos aquí con un gran tópico: la solidaridad. Sobre todo la solidaridad de los pares, de la gente que esta en la misma situación que quien busca ayuda. No hablamos de obras de caridad ni de solidaridad de ricos hacia pobres. En este punto se nos presenta un interesante panorama: vemos como cada una de las personas con quien debe hablar la protagonista para convencerlos de votar en su favor, se ven ante el complicado dilema de tener que ayudar a alguien perdiendo algo que ellos también necesitan. A medida que los minutos avanzan, se nos enseñan las (muy) diversas reacciones de los personajes ante el pedido de Sandra, que debe luchar no sola contra el miedo de quedar desempleada sino también contra un fuerte estado depresivo que la aqueja, debiendo cuidar de sus hijos y convirtiendo a su marido en su único apoyo emocional a lo largo de todo su viaje. Poco a poco el tiempo se agota para una Sandra que se anima y se desanima a cada momento, pero sobre todo, busca la comprensión y la empatía de sus colegas así como también se pone ella en los zapatos de ellos. Ambos protagonistas (así como el resto del reparto) están sensacionales, pero es Marion Cotillard el corazón de la cinta. La francesa lleva a cabo un impresionante "tour de force" que hace de esta una mejor pieza cinematográfica. La Sandra que construye es un personaje del cual no sabemos mucho sobre su pasado ni sobre su futuro, solo la vemos atravesar una etapa, vivimos con ella su presente, lo que le ha tocado vivir, Sandra, llevada a la vida por Marion Cotillard, es un personaje sencillo, sin una vida extraordinaria, muy alejada de la Edith Piaf que le toco interpretar, pero que sin dudas no olvidare. Los Dardenne lo vuelven a hacer una y otra vez, Hacen películas de calidad sin parar, y eso, el espectador lo agradece. El resultado es implacable y por ello la cinta es altamente recomendable.


Puntuación: 9/10

No hay comentarios:

Publicar un comentario